TIJUANA.- En prisión terminó Edwin Campos Mendoza, agente Estatal de Investigación (antes policía ministerial) de la Fiscalía General del Estado (FGE), detenido con droga.

Arma de fuego incautada a los presuntos responsables.

Junto a su cómplice Christopher Octavio Moreno, los detuvieron policías municipales el 7 de enero cuando iban a entregar 2.9 kilos de “meth”.

El Ministerio Público de la Fiscalía General de la República (FGR) en Baja California informó que un Juez determinó vincularlos a proceso y que estén en prisión como medida cautelar.

Se les acusa por un delito contra la salud y delitos estipulados en la Ley Federal de Armas de Fuego y Explosivos.

Los aseguraron en el bulevar Cuauhtémoc Norte en posesión de 5 bolsas que contenían la metanfetamina, una arma larga, siete cargadores y 59 balas.

Amigo del agente ministerial detenido en Tijuana.

En el caso de Campos Mendoza su situación jurídica se agrava por ser servidor público.

El Juez Especializado fijó un plazo de un mes para el cierre de la investigación.