TIJUANA.- La mujer asesinada en el Infonavit Presidentes no vendía tamales, ni fue asaltada, como algunos testigos contaron a los policías la noche del viernes.

A través de redes sociales, cibernautas la identificaron como una supuesta estafadora.

La señora Norma Alcántar Robles, de 49 años de edad, ofrecía la importación de autos a bajo costo, pero nunca cumplía a quienes le pagaban por ese servicio.

Desde 2013 fue evidenciada la hoy occisa.

El viernes a las 19:16 horas, un hombre le dio un disparo en la cabeza. Ella estaba afuera de una camioneta estacionada en la calle Venustiano Carranza.

La Procuraduría del Estado no ha dado información oficial sobre lo sucedido y si la mujer tiene denuncias por presuntas estafas.